Los pros y contras de automatizar en Twitter

pío, pío que yo no he sido...

Víctor Campuzano, autor del blog vcgs.net, no necesita presentación. Si aún no lo conoces, no dejes de visitar su blog, porque Víctor comparte información muy interesante, técnica pero a la vez muy clarita y digerida para que nadie se pierda, sobre marketing online, blogging y reflexiones varias 😉 Él es el autor del artículo de hoy, sobre las tareas de automatización en Twitter. No te lo pierdas y no dejes tampoco de seguirle en Twitter (@vcgs_net).

Gracias,amigo Víctor 🙂

Ni humano, ni robot, mejor “cyborg”

Mas o menos ha quedado melódico, ¿no? Ni humano ni robot … mejor cyborg. Si le pones el acento al final hasta parece que rima. Venga, dejo este título. Ala! Que estás ahí! Venga, empezamos…

Hoy quiero hacer una pequeña reflexión acerca de unas determinadas prácticas que, aunque aplicables a cualquier plataforma, he observado en Twitter y sobre las cuales, en poco más de dos meses haciendo uso activo de la red social, ya tengo una clara opinión.

En concreto quiero hablar acerca de las herramientas de automatización, de su aceptada existencia, de lo fácil que es detectarlas y del efecto pro+contra que provocan.

Tareas que comunmente se automatizan en Twitter

Aunque seguramente existan muchas que se escapan a mi más que limitada experiencia, si que he detectado unas cuantas prácticas comunes o de “netiqueta”, que casi todos practican y que muchos automatizan.

  • El retorno del Follow no es una película. Es una práctica extendida devolver el Follow. Así, permites al usuario que te contacte directamente y no te sitúas por encima de él. Es por tanto “una película” estar ahí atento para hacer clic a seguir a cada cual que te sigue. ¿Verdad? Pues eso parece porque es algo que se suele automatizar mucho. (¡Cuidado! Si todavía no te has enterado, Twitter lo ha prohibido: Twitter Now Prohibits Automatic Follow Back).
  • Saludar con un DM a tus nuevos seguidores. Es también muy común automatizar el envío de un mensaje privado a cada nuevo seguidor que tienes. Normalmente suelen ser mensajes de agradecimiento y, ya de paso, sugiriendo que te sigan también en Facebook o conectar por LinkedIn. (Ya te lo adelanto si me lo permites: no los soporto).
  • Agradecer una mención. Este no lo había visto antes y sin embargo hoy me ha ocurrido. No se cómo lo han hecho pero si he de decir que el resultado no es muy natural. Lo que hacen es mandarte un mensaje privado agradeciendo que les hayas mencionado en tu tuit. (Luego hablamos de ello, pero imagina que twiteas “@noseque cómo has hecho esto?” y recibes un mensaje que dice “Muchas gracias por la mención Víctor” … ¿verdad que lo flipas? Sobre todo porque tu no te llamas Víctor).
  • Publicar los posts de un blog. En realidad de muchos. Es decir, que cada nuevo post de determinados blogs lo compartes en Twitter. Porque, claro está, te los lees y te gustan, ¿verdad?.

 

 La diferencia entre el Humano, el Robot y el Cyborg

Antes de comentarte cuales son mis conclusiones, me gustaría (por si acaso no lo tienes claro) comentarte cual es la diferencia desde mi punto de vista y aplicada, claro está, a esta cuestión concreta.

  • El humano. No automatiza nada, pasa de las máquinas y prefiere ser lo más natural y humano (valga la valga) posible. Va saturado y muchas veces pasan horas y horas hasta que contesta. Pierde algunos tuits y a veces incluso se le olvida (o decide) no devolver el follow. Eso si, sus seguidores notan que está detrás de cada tuit.
  • El robot. Todo circuitos e instrucciones lógicas. Eficaz, eficiente, rápido e infalible. No pierde ni un tuit y no se le escapa ningún follow back. Todos los artículos los comparte casi antes de que el autor los publique. Pero … no se, dime que nunca lo has notado. Asegúrame que no te “da un poquito de repelus”. Es como si le quitamos el Social, ¿no?.
  • El Cyborg. Mitad humano mitad robot. Cerebro y corazón humanos y una mano cibernética. Reconoce que hay ciertas tareas que automatiza pero está presente en cuerpo y alma y se nota “su toque personal”. Se ayuda de algunas herramientas pero no se convierte en “una cuenta inerte” como muchas de las que, te aseguro, habrán en la lista de tus seguidores.

¿Cómo hacer para convertirse en un Cyborg?

Este artículo se me quedaría muy grande si te explicase cómo crear robots o el procedimiento para automatizar las tareas. Si quieres, puedo escribir otro y hacer un vídeo solo para eso. Pero no quiero acabar sin mencionar algunas cosas con las que me siento cómodo y creo que han sido determinantes en el crecimiento que estoy experimentando en Twitter en los últimos dos meses:

  • Automatiza la publicación de algunos blogs. Yo comencé haciendo esto pensando en que necesitaba que mi cuenta se moviese pero no disponía de tiempo ni ganas de hacer (manualmente) algo “tan automático” como compartir sin criterio. Escoge algunos blogs que no sean personales, como portales de noticias o blogs colaborativos y automatiza la publicación de uno o dos tuits al día como máximo. Así, si un día se te rompe internet al menos tu foto aparecerá un par de veces en el timeline.
  • Demuestra que has leído el artículo. Cuando compartas un artículo de alguien, un artículo que se supone que te ha gustado, incluye “algo” antes o después del título y menciónale como autor. Con “algo” me refiero a una broma, lo que más te ha gustado del post, una frase o lo que sea que esté relacionado con el post y demuestre que te lo has leído y, sobre todo, que te has molestado en escribir el tuit manualmente. Haciendo esto es más probable que el autor te lo agradezca y/o se moleste en “investigar” quien eres.
  • Devuelve el follow “con algo más”. Cada vez que recibo un follow me leo la bio de quien me ha seguido. Es probable que algún día no pueda continuar haciéndolo pero de momento si puedo hacerlo. En ocasiones encuentro Bios que son realmente buenas y entonces agradezco el follow con un follow-back y con un tuit mencionando su bio. Gracias a ello he entablado conversaciones y conocido a gente muy interesante.
  • Si envías un DM, añade una prueba. Si vas a enviarle un mensaje privado pidiéndole que te siga también en Facebook o Google+ (yo no lo hago nunca, no me gusta), intenta añadir cualquier cosa que demuestre que te has molestado en ver su perfil o su blog. Es decir, demuestra que le tratas como a una persona.Qué somos en twitter

Conclusiones

No soy quien para dar consejos sobre Twitter cuando llevo usándolo de forma activa no más de dos meses así que no te tomes esto como unas normas imperativas. Son solo unas reflexiones y estaría encantado de que las discutieses.

Creo que la mejor forma de actuar es convertirte en un Cyborg, automatizando algunas tareas pero recordando siempre que somos personas las que estamos detrás de la mayoría de las cuentas y que estas personas están buscándote a ti y no a tu “versión robotizada”.

Ya no solo es una cuestión de más o menos seguidores, los números son solo números. Es una cuestión de beneficiarte de lo más valioso de estas herramientas: el contacto humano.

¿Qué opinas tú? ¿Tú eres de los robots, humanos o de los cyborgs?. ¿Te gustó la peli de Wall-E?

Puede que también te interese:

24 comentarios

  • Victor Campuzano 2 agosto, 2013   Responder →

    Hola Isabel y Paula!.

    Muchas gracias por invitarme a escribir aquí en vuestra casa y por “ilustrarme”. Ha sido una buena experiencia y estoy muy agradecido.

    Del post no voy a hablar, me gusta bastante (jajajajajajaja). Ahora en serio, las ilustraciones inmejorables!!. La de los tres pajaritos es un alucine, de verdad, me ha encantado.

    Un abrazo! 🙂

  • Inma Zambade 2 agosto, 2013   Responder →

    Hola chic@ de Enred@ndoporlared,

    Felicidades por el post y por la iniciativa, una muy buena forma de dar a conocer nuevos talentos. Con vuestro permiso me voy a dirigir al autor, Víctor Campuzano, al que tengo el gusto de leer y seguir en mi TL.

    Víctor, me ha encantado el post, con ese aire tan personal y natural que caracteriza tus entradas. Me voy a desmarcar con mi punto de vista.
    No me gusta encasillarme pero si he de hacerlo, y sin ánimo de tirarme flores, me considero un “Cyborg”.
    Reconozco que tengo algunas acciones automatizadas (las mínimas) como la selección de publicaciones en mi TL por medio de Buffer, que como máximo son superan ocho al día. El lado humano de esta acción, está en que no programo ningún tweet sin antes haber leído el contenido, con lo cuál llevo a cabo mi propia curación de contenidos antes de compartir.
    No doy nunca followback sistemático y cuando lo hago, como tu dices, he revisado la bio, clicado en algún link de la misma y revisado los últimos tweets, si pasado los filtros tenemos cosas en común, decido dar followback.
    Y por último (y sé que al igual que a ti hay muchos usuarios que la rechazan) la acción de mandar DMs a los nuevos seguidores la llevo a cabo de manera manual, tanto el corta y pega con mis enlaces a otras redes como la personalización con el nombre y género (eso no lo hace ningún programa, te lo aseguro 😉 ). Y lo hago porque para mí es la mejor manera de decirle a esa persona que estás ahí para lo que necesite, para abrir un canal de comunicación directa (sin saturar el TL de tus followers con mensajes de agradecimientos y bienvenidas, la mayor parte hechas en grupo, cosa que a mi me molesta mucho porque me hace sentir dentro de un rebaño de ovejas que no conozco) y para darle valor por haberte elegido.
    Mi reflexión es que no hay reglas exactas, lo que a un usuario le puede hacer sentir “especial” a otro le puede “molestar”, es complicado, pero lo que es cierto y que no hay que olvidar, es que las redes sociales están compuestas por personas, las máquinas están para ayudar no para sustituir.
    Por los motivos que te expongo, quizás mi cuenta no tiene miles de seguidores y mucho menos de seguidos, pero los que están, son tratados con mucho mimo 😉
    Me ha gustado mucho el post, pone los puntos sobre las “ies” y por ello, te fecilito.
    Un abrazo,

    Inma Zambade
    @inmazambade
    @estrategiaenred

  • isabelromero 2 agosto, 2013   Responder →

    Inma , gracias por tu opinión. Victor es un gran bloggero , su manera tan cercana de contar las cosas, con los puntos sobre las “ies” cómo tu bien dices.
    Yo personalmente estoy contigo, prefiero tener follower que realmente quieren estar, que iniciar estrategias de autómata.
    Un post genial Victor.
    Y encantadas de que pases por nuestra casa Inma.

  • Victor Campuzano 2 agosto, 2013   Responder →

    Caray muchas gracias Inma. Tu reflexión completa el post y eso es de agradecer.

    🙂

  • Elisabet 2 agosto, 2013   Responder →

    Chicas,

    Enhorabuena por lanzaros con este post con este peaso de blogger. Sigo a Víctor desde hace relativamente poco pero suficiente como para decir que me encanta su forma tan positiva, original y única de presentar y compartirnos contenido en su blog. Y no sólo ahí, también a través de las redes sociales.

    Podéis decirle de mi parte que le felicito por haberme presentado con ilusión y tanta simpatía un contenido que tan sólo parcialmente conocía.

    Yo soy más de poner “mi alma” en cada tweet. Y comparto 100% la idea de añadir algo personal antes de compartirlo. Y “me echo pa’trás” cada vez que me doy cuenta de que 20 personas acaban de publicar el mismo tweet 🙁 Lo que sí veo interesante automatizar es los post del blog que hace tiempo no han sido visitados (a día de hoy lo hago aún “a manubrio” ;D

    Felicidades a los 3 entonces!!!

    Un saludo desde Deutschland
    P.S.- Víctor, en este post también has sonreído 🙂

    • Paula Guzman 2 agosto, 2013   Responder →

      Gracias Elisabet por volver a pasarte por aquí 🙂
      Tienes toda la razón, Víctor es un “peaso” de blogger, un ejemplo de que si te lo curras puedes ir llegando y calando en las personas. Se está haciendo ya todo un club de fans! jajaja

      Yo también soy poco de automatizar… Hay funciones que tienen un pase, pero al final si se automatiza todo, ¿qué gracia tiene? Para mi se pierde mucho en el momento en que se nota que detrás de una cuenta hay un “robot”. Por cierto, me encanta lo de “a manubrio”!

      Saludos desde Alicante :))

  • Victor Campuzano 2 agosto, 2013   Responder →

    Que sepáis que he llamado a mi madre para contárselo. “Mama, mira lo que dicen de tu hijo”. Lástima que mis abuelitas ya no estén. 🙂

    Gracias de verdad! 🙂

  • Mamá en Bulgaria 2 agosto, 2013   Responder →

    Muy útil el post, soy nueva en Twitter y me ha parecido muy interesante y bien explicado. Me paso a ver tu blog!

    • Victor Campuzano 3 agosto, 2013   Responder →

      Gracias Mamá!!! Jajajajaja, ha venido que ni pintado tu comentario. Un saludo para Bulgaria. 🙂

  • Isabel 2 agosto, 2013   Responder →

    Te quejarás Victor, todo mujeres.

    • Victor Campuzano 3 agosto, 2013   Responder →

      ¿Quejarme? De lo único que me puedo quejar es de que no quepo por la puerta.

      Menuda experiencia. Nunca jamás me negaré a repetir. 🙂

  • Javier Gosende 2 agosto, 2013   Responder →

    Excelente artículo. Me ha encantado. Esa metáfora del Cyborg es genial.

    Esta claro que la automatización ahorra tiempo pero resta cercanía y eso se traducirá en resultados menos eficientes. Creo que vale invertir un poco más de tiempo en la redacción de los mensajes.

    • isabelromero 3 agosto, 2013   Responder →

      Tenemos el blog lleno de profesionales. Gracias por comentar Javier, siempre es un placer que te pases por nuestra casa.

    • Victor Campuzano 3 agosto, 2013   Responder →

      Menudo honor Javier, de verdad. Me alegra muchísimo que te haya gustado el post y muchas gracias por comentarlo. 🙂

  • Isabel 3 agosto, 2013   Responder →

    Ahora tendremos que hacer una visita por tu casa y ver si nos sale un club de fans majete.

    • Victor Campuzano 3 agosto, 2013   Responder →

      Porfi porfi porfi!! Estaría encantado, sería genial. Lo siento pero ha quedado constancia pública así que ya no os podéis negar.

      Lo que yo nunca podré hacer es devolver el favor de las ilustraciones, sorry. 🙁

  • Berto López 5 agosto, 2013   Responder →

    Muy acertado post, Víctor.

    Creo que das en el clavo: no hay nada de malo en automatizar ciertas cosas que harías de todo modos un poco de forma mecánica siempre y cuando la parte realmente “humana” siga presente.

    Y, además, hay que ser realista, llega un momento que hacerlo todo a mano empieza a ser un problema, así que creo que hay que saber comprender que ciertas cosas se automaticen cuando tenga sentido.

    Un saludo,
    Berto

    • isabelromero 5 agosto, 2013   Responder →

      Gracias por la visita Berto, a nuestra casa, todo un privilegio.
      Gracias por comentar

  • Victor Campuzano 5 agosto, 2013   Responder →

    Guau, Berto, es un grandísimo honor.

    Muchísimas gracias por tu apoyo!!. 🙂

  • Berto López 5 agosto, 2013   Responder →

    El honor es mío, qué recibimiento 🙂

Deja un comentario